Para las personas que se han sobrepuesto a un cáncer, puede ser una decisión difícil traer un hijo al mundo, ya que este padecimiento, junto a todos sus tratamientos, pueden hacerlo complicado.

Quienes padecen de cáncer o reciben algún tratamiento en contra de este, pueden tener muchas dudas referentes a su salud y al embarazo, por tanto, existen muchas preguntas, por ejemplo, ¿Puedo tener un bebé después de sufrir cáncer?

Y es que la realidad, es que el cáncer también puede influir en la fertilidad, bien sea porque el carcinoma dañe directamente un órgano esencial para la reproducción o algún tejido circundante, o porque el órgano deba ser extirpado de forma completa o parcial. También puede ocurrir que, por tratamientos que hagan variar los niveles hormonales, el mismo, pueda inducir a la menopausia o hacer que algunos órganos dejen de funcionar.

El daño que esta enfermedad causa también puede traer complicaciones a niveles emocionales que generan estrés o ansiedad, y esto puede generar complicaciones para concebir. De hecho el estrés, es una de las primeras causas por las que una pareja no puede lograr el embarazo.

¿Puedo tener un bebé después de sufrir cáncer?

¿Como hablar de fertilidad cuando se padece de cáncer?

Es posible que ciertos tratamientos en contra del cáncer, hacen que sea difícil o imposible para los supervivientes tener hijos, por tal motivo es importante que la pareja, dependiendo de su deseo de tener bebés, hable sobre las probabilidades de que el hijo sea criado por solo uno de los padres, o también la posibilidad de que no puedan tener hijos.

El apoyo mutuo en la pareja es muy relevante, ya que ayuda a encontrar opciones viables para poder preservar la fertilidad o esperar a finalizar el tratamiento, para poder iniciar la búsqueda de los hijos. Cualquiera de estas situaciones amerita de mucho tacto e inclusive, de orientación psicológica, un apoyo indispensable, porque buscar apoyo psicológico en estos casos, nos permite ser conscientes de nuestras emociones y nos acerca a la dicha de ser verdaderamente felices y agradecidos, en esta o cualquier complicación.

En el caso del abordaje del tema con los doctores, es muy importante para el paciente oncológico, no asumir que el médico tratante va a iniciar el tema de una posible fertilidad, lo más seguro y conveniente es que el paciente deba iniciar la conversación en el momento oportuno. Aunque los expertos recomiendan que el equipo de atención médica, debe comenzar e involucrarse en el punto de fertilidad, debes saber que no siempre ocurre así.

Puede que sea usted quien deba comenzar la conversación acerca de los posibles percances de fertilidad, de esta manera podemos poner sobre la mesa, muchas de las dudas que el médico pudiera aclarar en su momento, sobre los riesgos y las distintas opciones disponibles.

Hacer preguntas de cómo el cáncer, el tratamiento o medicamentos pueden afectar su fertilidad es lo más normal, debe procurar ser lo más abierto posible al tratar de exponer sus inquietudes, ya que de esta forma, el médico podrá entender sus dudas y podrá aclararlas de la mejor manera posible, sin embargo, si es necesario, usted puede acudir a otra segunda opinión, si es posible, expertos en medicina reproductiva.

Se debe tener muy en cuenta que hablar sobre fertilidad con el médico y la pareja ayuda a encontrar las técnicas con las que puedan asistirse para preservarla, actualmente con los avances en reproducción asistida, la fecundación in vitro, la gestación subrogada y la congelación de óvulos, hacen más factible la concepción para los luchadores y vencedores del cáncer, preservar los espermatozoides y óvulos para iniciar un proceso de fecundación in vitro o subrogación de vientre según sea el caso, puede ser la solución a un problema que pudiera ser inminente.

¿Puedo tener un bebé después de sufrir cáncer?

¿Qué influencia puede tener en el embarazo los tratamientos contra el cáncer?

Es posible que el médico recomiende a la paciente que espere algún tiempo antes de comenzar con esta búsqueda, el tiempo de espera puede variar según varios factores:

  • El tipo de cáncer
  • El tiempo que estuvo en el organismo
  • El tipo de tratamiento al que fue sometido
  • La edad de la mujer.

Es recomendable que después de finalizar un tratamiento de quimioterapia, la paciente espere un aproximado de 6 meses, para comenzar su búsqueda, ya que es este el tiempo que se calcula para que la mujer expulse los óvulos dañados. Otra recomendación es esperar entre dos y cinco años, esto dependerá también del tipo de cáncer y el tratamiento, porque hay probabilidades de que el cáncer reaparezca haciendo más difícil de tratarlo con una paciente embarazada.

Es importante señalar que existen algunos estudios que demuestran las posibilidades de malformaciones congénitas en el bebé a causa de que la mujer queda embarazada durante o después del tratamiento de quimioterapia, radioterapia o terapia con hormonas.

Después de tener un tratamiento contra el cáncer, un hombre puede engendrar un hijo.

Aunque no existe alguna norma en concreto del tiempo que deba esperar un hombre para engendrar después de un tratamiento, si está señalado como recomendación, que espere entre dos y cinco años, en dos años ya los espermatozoides que estuvieron en el organismo durante el tratamiento, deberían estar reemplazados.

¿Puedo tener un bebé después de sufrir cáncer?

Tratamiento contra el cáncer y como pueden afectar el embarazo

Cirugía en el cuello uterino

Si el cáncer es de cuello uterino, lo más probable es que haya necesidad de extirparlo completa o parcialmente, y al no poder soportar el volumen del embarazo en desarrollo, puede generar un aborto o nacimiento prematuro.

Quimioterapia

Generalmente, los tratamientos con quimioterapia, son fármacos muy fuertes que pueden generar problemas directo al bebé. Estos fármacos debilitan el corazón al causar daños en las células cardíacas, y es el corazón que necesita trabajar más rápido para llevar el oxígeno al bebé a través de la sangre de la madre.

Radioterapia

La radioterapia puede afectar en la irrigación sanguínea del útero, al igual que puede generar daños en algunas células que intervengan en el embarazo, haciendo que pueda provocar un aborto, peso bajo al nacer y nacimiento prematuro.

Después del tratamiento contra el cáncer

Después del tratamiento en contra del cáncer algunos pacientes pudieran tener severos problemas de fertilidad pudiendo ser alguno de ellos definitivamente de por vida, y afectando sus relaciones. En las consultas de seguimiento, puede informarse sobre inquietudes o problemas que le puedan surgir poniéndole en contacto con alguna otra especialidad en la que pueda ser atendido.

Si después del tratamiento en contra del cáncer sigue posible la salud en la fertilidad, es muy importante que su obstetra esté informado sobre su caso, junto a los tratamientos y medicamentos que ha recibido. También se le hará necesario realizar algunos exámenes para la revisión de ciertos órganos y asegurarse que su embarazo lleve un feliz término.

Hoy en día existen muchas soluciones, los tratamientos de reproducción asistida son una opción favorable para toda la población, sin embargo, es necesario mantener el optimismo, el constante apoyo y las ganas de querer formar nuestra familia.

En CELAGEM estamos listos para cumplir tu sueño

Somos especialistas en resolver problemas de fertilidad, fecundación In vitro o reproducción asistida. Queremos enseñarte algunos de nuestros tratamientos que tienen su primera cita totalmente gratis.

AGENDA GRATIS

DIAGNÓSTICO ONLINE

¿Puedo tener un bebé después de sufrir cáncer?