(57) (1) 745 6614 - (+57) 350 4731076 - Carrera 7b Bis #132-38 Cons. 801 contacto@celagem.com

Un nuevo estudio dirigido por investigadores de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Boston (BUSPH), en los Estados Unidos, ha confirmado que los niveles más altos de estrés conllevan a menores probabilidades de concepción para la mujer, mas no para el hombre.

Según datos para Norteamérica, entre el 20% y 25% de las mujeres y entre el 18% y 21% de los hombres en edad reproductiva, reportan estrés psicológico diario. A pesar de que investigaciones anteriores ya han sugerido que el estrés puede disminuir las probabilidades de concebir un embarazo, hasta ahora muy pocos estudios han analizado esta asociación en la población.

«Si bien este estudio no comprueba definitivamente que el estrés cause directamente infertilidad, sí proporciona evidencia que respalda la importancia de la atención a la salud mental en la orientación y el cuidado preconcepcional», afirma la estudiante de doctorado de la BUSPH, Amelia Wesselink, autora principal del estudio.

El equipo de investigación utilizó datos del estudio de embarazo en línea “PRESTO” (Pregnancy Study Online), una cohorte de preconcepción en curso de planificadores de embarazo en Norteamérica, que examina datos de parejas durante 12 meses o hasta que logren un embarazo. Para el estudio en cuestión, los investigadores analizaron información de 4.769 mujeres y 1.272 hombres sin historial de infertilidad y que no habían intentado concebir durante más de seis ciclos menstruales.

Los investigadores midieron los niveles de estrés percibido, utilizando la versión de 10 ítems de la Escala de Estrés Percibido (PSS, por su sigla en inglés), diseñada para determinar cuán impredecibles, incontrolables y abrumadoras encuentra sus circunstancias de vida un individuo. Los ítems se encuentran en una escala con cinco opciones de respuesta, que van desde 0 (nunca) a 4 (muy a menudo), hasta un total de 40 puntos, donde un puntaje total más alto indica un mayor nivel de estrés percibido.

En el estudio llevado a cabo por la BUSPH, en promedio las puntuaciones iniciales de la PSS fueron aproximadamente 1 punto más altas en las mujeres que en los hombres. Las puntuaciones promedio se mantuvieron bastante constantes entre las mujeres durante los 12 meses en los que participaron en la investigación.

El estudió determinaría que las mujeres con puntuaciones PSS de al menos 25 puntos, presentaron un 13% menos de probabilidades para concebir, comparativamente con las mujeres con puntuaciones PSS menores de 10. Esta relación fue más evidente entre las mujeres que habían estado tratando de concebir durante no más de dos ciclos menstruales antes de unirse al estudio PRESTO, en comparación con las mujeres que habían estado intentando durante tres o más ciclos antes de inscribirse. Igualmente, la relación fue más evidente entre las mujeres menores de 35 años.

Asimismo, el equipo de investigadores notó que, si la relación entre niveles más altos de estrés y menores probabilidades de concepción es una asociación causal, una pequeña proporción de esa asociación podría deberse más directamente a la disminución en la frecuencia de las relaciones sexuales y al aumento de irregularidad del ciclo menstrual, situaciones generadas justamente por el estrés.

Por otra parte, no se encontró una asociación entre la puntuación PSS de los hombres y la probabilidad de concebir. No obstante, las parejas participantes en el estudio presentaron aproximadamente un 25% menos de probabilidades para concebir cuando la puntuación de PSS del hombre era inferior a 10 puntos y la de las mujeres era de 20 o más.

Los autores han determinado que, aunque el hallazgo aún es impreciso y especulativo, este es el primer estudio que sugiere que la discordancia del estrés de la pareja puede afectar la probabilidad de concebir un embarazo.

EN / ES